Close
¡Bienvenid@! ( o ) English
Pinit fg en rect gray 20

A la caza de los 5 mitos sobre eyacular fuera

Antes de que la anaconda suelte su veneno, cazaremos esos mitos sobre eyacular fuera.

por Yvonne Piper, MLIS, MS, RN, FNP

El método de eyacular fuera, también conocido como sacarla antes, suele provocar confusiones. Algunas personas ni siquiera lo consideran un “verdadero” método anticonceptivo, aunque el 60% de las parejas lo hayan usado al menos una vez. A menudo, los investigadores consideran que eyacular fuera es “mejor que nada”, y por eso, no sabemos demasiado sobre este método en comparación con los otros. Pero antes de ignorarlo, asegúrate de entenderlo.

Mito 1: Eyacular fuera no funciona, así que ni lo pienses.

Alrededor de 4 de cada 100 parejas estrellas en eyacular fuera, (o sea que lograron sacarla antes cada vez que tenían sexo), quedarán embarazadas cada año. Eyacular fuera puede ser un desafío por muchas razones, y la mayor parte de las personas tienen días en los cuales no se sienten para nada estrellas. Por eso, 22 de cada 100 parejas que eyaculan fuera habitualmente quedarán embarazadas cada año.

No quiere decir que eyacular fuera no funcione, sino que es un desafío eyacular fuera correctamente todas y cada una de las veces. Los preservativos y la píldora no son tan diferentes en ese sentido, (son fantásticos si los usamos perfectamente), pero la vida real es complicada, intensa y no tan perfecta. Aun así, eyacular fuera es mucho mejor que nada. De hecho, si hablamos de prevenir embarazos accidentales, es casi tan efectivo como el uso exclusivo del preservativo.

Mito 2: El líquido preseminal es seguro, no contiene espermatozoides.

Para empezar, la información científica sobre el líquido preseminal a disposición es limitada, lo que crea confusión inclusive entre expertos. Tres pequeños estudios realizados años atrás no encontraron espermatozoides en el líquido preseminal, pero solamente 43 chicos fueron empleados en total para los estudios. Entre ellos, algunos tenían problemas de salud, y parece ser que las muestras obtenidas no fueron analizadas inmediatamente. Por lo tanto, puede haber sido difícil establecer el flujo normal de los espermatozoides.

Un estudio más reciente empleó 27 chicos en buena salud, los cuales donaron numerosas muestras de líquido preseminal. Los investigadores analizaron las muestras inmediatamente y descubrieron que alrededor de un tercio contenía espermatozoides vivos. Los consejos generales dicen que los espermatozoides del líquido preseminal pueden provenir de una eyaculación anterior y pueden ser eliminados cuando el hombre orina. De todas maneras, los participantes de este estudio tenían espermatozoides en sus líquidos preseminales aún después de haber orinado. En definitiva, este estudio no establece si el líquido preseminal puede causar un embarazo, pero nos informa sobre la posibilidad. También nos indica que eyacular fuera puede funcionar mejor para algunos chicos respecto a otros, pero a menos que tengas una muestra de líquido preseminal y una maravillosa habilidad microscópica, no podrás saber a cuál grupo un chico pertenece. Este puede ser uno de los motivos por los cuales, hasta las estrellas en eyacular fuera, pueden tener embarazos accidentales.

Mito 3: Solamente las personas irresponsables usan el método de eyacular fuera.

En los Estados Unidos, el 60% de las mujeres de entre 15 y 44 años ha usado alguna vez el método de eyacular fuera. En la última encuesta nacional de los E.E. U.U., entre las parejas que usaban un método anticonceptivo de cualquier tipo, el 5% de ellas cuentan exclusivamente con eyacular fuera. Si consideramos las parejas que usaban otro método anticonceptivo más el “método de retirada”, alrededor del 10% de las personas encuestadas usaban el método de eyacular fuera. Dado que alguna gente no cree que eyacular fuera sea un método, puede que no lo mencionen cuando les preguntan sobre los métodos anticonceptivos que usan, o sea que inclusive este número puede ser bajo. En otras palabras, personas de cualquier edad y en cualquier tipo de relación usan el método de eyacular fuera para prevenir embarazos.

Mito 4: Eyacular fuera no es nada bueno.

Eyacular fuera tal vez no sea el método más eficaz, pero eso no quiere decir que no tenga ventajas. Sin hormonas, sin costo, sin preparación previa, sin prescripción, sin visitas a tiendas o clínicas, puede ser usado de manera espontánea, y es ideal cuando no tienes otro plan… la gente tiene todo tipo de razones para usarlo. Para las mujeres que han sufrido infecciones vaginales, como la vaginosis bacteriana, eyacular fuera puede ayudar a prevenir infecciones recurrentes.

Mito 5: Eyacular fuera es fácil.

Se necesita practicar, aprender, dialogar y usar métodos complementarios o de respaldo para eyacular fuera como un profesional:

*Hagan unos ensayos de prueba mientras tu chico usa un preservativo. ¿Sabe cuándo está por venir? ¿Puede retirarse a tiempo? Si la respuesta es no, piensa en usar otro método.

*Conoce tu condición en relación con las ITS, y asegúrate que tu chico también sepa la suya. Eyacular fuera puede funcionar para prevenir un embarazo, pero no ofrece ninguna protección contra las ITS (infecciones transmitidas sexualmente).

*¡Dialoguen! Hablen para ver cuál es el plan en caso de accidente, un embarazo no deseado, o una ITS.

*Ten métodos de respaldo. Mantén anticonceptivos de emergencia por si llega a ocurrir un accidente, y preservativos para las veces cuando eyacular fuera no parezca ser la mejor opción con ese determinado chico.

*Conoce tu ciclo. Si tienes un smartphone, prueba alguna de las aplicaciones que pueden ayudarte a monitorear tus períodos fértiles. Durante esos días, considera usar preservativos como método complementario, además de eyacular fuera.

Si la eficacia es tu prioridad n⁰ 1, eyacular fuera puede que no sea lo ideal para ti, tal vez no ahora, tal vez nunca. Pero muchas mujeres lo hacen, no todas lo odian o quedan embarazadas por ello. ¿Es perfecto? No. Pero es una opción que podrás usar en cualquier momento y en cualquier lugar.

Yvonne Piper, MLIS, MS, RN, FNP, tiene el trabajo de sus sueños como proveedora de cuidados primarios en Lyon-Martin Health Services en San Francisco, CA. Ha trabajado como docente auxiliar en dos ediciones del curso Coursera sobre Anticoncepción de la UCSF, y le encanta ayudar a sus pacientes a elegir el método anticonceptivo que mejor se adapte al acelerado ritmo de sus vidas. Cuando no está trabajando pasa su tiempo haciendo Crossfit, divirtiéndose con las ratas que tiene como mascotas, o trabajando como capacitadora voluntaria en la organización sin ánimo de lucro San Francisco Sex Information (SFSI).

add new comment